martes, agosto 31, 2010

Pistolas y piruletas

Os pongo en situación. Ayer, 30 de agosto de 2010, 19.37h de la tarde.
Sitio: Benimaclet, parada de tranvía "Vicent Zaragozà".

Tres chavales alrededor de ocho y nueve años, no más. Uno de ellos con bici y el otro armado con una pistola de balines de plástico. En frente del quiosco.
En mitad  de la conversación, uno de ellos coje la pisota de balines, apunta a la cabeza de un hombre imaginario y dice "No, se hace así: ¡Saca el puto dinero y mételo en las bolsas rápido, hijo de puta!". Se ríen.

Y planean el atraco del quiosco. Uno de ellos es partidario de entrar con la pistola de balines y decirle que les dé golosinas gratis, el otro no, y el otro exclama "¿pero os imaginais que nos las da?". Sonrien. Siguen discutiendo sobre si hacerlo o no. Finalmente no lo hacen, pero entran en el quiosco con tal de comprar algo. Lo último que oigo de ellos es una voz entre protesta y súplica "Yo quiero una piruleta..."

Estos serán los que paguen nuestra pensión.
Supongo.

martes, febrero 23, 2010

Un corazón de hueso


Eso era lo que había donde más ya no se podía subir.

martes, enero 26, 2010

Escritor nocturno

Esto lo escribí hace ya tiempo, cuando aún sabía escribir...

Me declaro aquí y ahora escritor nocturno por lo menos en la mayoría de los casos. Probablemente porque estoy mas dormido y me es mas indiferente si lo que escribo es interesante, o si tiene sentido. Por la noche escribo y borro y reescribo, porque las preposiciones no me cuadran, los verbos no me cuadran, y nada tiene sentido.